miércoles, 27 de agosto de 2014

Cómo añadir el widget de Pinterest al blog

Es super sencillito y además permite ajustarlo bastante bien.


Primero hemos de ir a la página de Widgets de Pinterest, y esto es lo que veremos:


Pinchamos en el botón "Profile Widget" si queremos mostrar todos los pines del perfil o en "Board Widget" si solo queremos mostrar un tablero en concreto.

Una vez seleccionado, solo tendremos que introducir la URL bien de nuestro perfil o bien del tablero que queremos compartir y seleccionar cómo queremos que se vea, las opciones serán Square (cuadrado), Sidebar (barra lateral), Header (cabecera) o Roll your own, esta es la personalizable, así la ajustamos al espacio que tenemos como queremos.



Pinchamos en 'Build it!' y nos mostrará una vista previa del widget y el código html que habremos de copiar para insertarlo en la parte que nos interese de nuestro blog/web.


En el caso de blogger, solo tendremos que ir a 'Diseño' y en la sección donde queramos añadirlo pinchar en 'Añadir un gadget' y buscar la opción 'HTML/Javascript' y pegar el código allí.

Et voilà, ya tenemos la pizarra de Pinterest añadida a nuestro sitio.

jueves, 31 de julio de 2014

Recetas noveladas, qué original :)

Es una iniciativa de la cadena DIA, la he descubierto de casualidad, en su página Demos la vuelta al día, comparten varias recetas en forma de mininovela en pdf que puedes descargar y te van contando una historia mientras te enseñan la forma de hacer una receta.


En la parte inferior de la página están las portadas de los libros que están ahora disponibles para descarga. Además, si teneis imaginativa, anuncian un próximo concurso de recetas noveladas, así que ya sabeis, id desarrollando una historia y buscando una receta para integrarla en ella :)

El de Brownie Express y el hombre que siempre estaba se va directo a mi iPad.

martes, 15 de julio de 2014

Cómo compartir una archivo en un blog

Vereis que muchos blogs comparten archivos descargables, pues hoy os voy a poner cómo hacerlo utilizando Google Drive, es muy sencillito, tan solo cuatro pasos:

1º - Subimos el archivo a Google Drive, supongo que lo habreis utilizado alguna vez, pero si no es así, solo teneis que loguearos con vuestra cuenta de gmail, y darle al botón de la flechita hacia arriba:


2º - Una vez que está subido, pinchamos en él para abrirlo y una vez abierto le damos al boton compartir (el muñequito con un +)


Cambiamos el acceso al archivo:


Y de las opciones seleecionamos 'Publico en la Web'

Y al guardar nos volverá a sacar la pantalla anterior, seleccionamos el enlace,


Lo copiamos y lo pegamos en el blog y tacháaan, ahí está vuestro archivo.


Yo probé a compartir un planificador de menú semanal y aquí está :)

viernes, 11 de julio de 2014

Los odiosos call centers

De verdad, estoy un palmo por encima del moño de las puñeteras llamaditas de los call centers, el que los inventó le podría haber dado por hacer malabarismos con granadas, por poner un ejemplo, y sin acritud, por supuesto...

Supongo que sabeis lo que son los call centers, pero si no, os explico, seguramente os habrá pasado que a veces recibís una llamada y cuando descolgais en ocasiones se oye 'la nada' o mejor aún tonos telefónicos para terminar cortándose en cuestión de segundos, si no lo habeis experimentado nunca, sois afortunados, pero no canteis victoria, antes o despues terminarán dando con vuestro teléfono y vosotros os quedareis mosqueados como monos por la impertinencia de que llamen durante varios días seguidos a distintas horas, desde centralitas (fijas o móviles) y nunca respondan ¡joder!¡cómo me repatea!

Pues señores, eso es un call center, es un bonito software que realiza llamadas a un listado y cuya finalidad es discernir los teléfonos que no responden, los que tienen fax, contestador y los que tienen una persona física y cuando dan con esa persona teóricamente pasar la llamada a un teleoperador que te dará la brasa con cualquier cosa que te quieran vender. Bueno, direis vosotros, y si lo que quieren es vender algo ¿para qué coj**** cuelgan? Pues aquí es donde entra en juego la maravillosa política de las empresas de hoy en día de para qué tener a 5 tíos trabajando si puedo tener a 2, cuando el software pasa la llamada al operador, este está ocupado y se corta la llamada... A mi me tienen frita desde una centralita fija con prefijo de Madrid que es de Jazztel y una movil con varios números 640 que aún no he conseguido saber a quién pertenece, el día que algún operador esté libre y le pase la llamada, mucho me temo que se va a llevar una bronca para nada, total él/ella no tiene la culpa y encima da igual que te quejes, mientras que haya gente que los contrate les seguirá resultando rentable tocar las narices a los usuarios y por supuesto, nunca jamás dan de baja el teléfono de su base de datos...


En fin, solo espero que al menos quien les vendió el software, les diese una 'hostia bien dá'  en la factura por capullos...


martes, 8 de julio de 2014

Ferro di prua

El ferro di prua o hierro de proa es (como su nombre indica, ejem) una pieza metálica que llevan las góndolas en Venecia en la proa, ¿sabíais que tiene un significado simbólico? Yo porque lo leí en Inferno de Dan Brown, que si no, ni idea, oigan...


Como veis en la foto, la parte superior representa el tocado del dux, el arco que forma sobre los dientes es el puente de Rialto y todo el recorrido desde el tocado hasta el final del 'ferro' representa el Gran Canal, los seis dientes que vemos al lado izquierdo representen los seis sestieri o distritos de Venecia, y las filigranas entre los dientes las islas de Murano, Burano y Torcello, en el lado contrario hay un solo diente que representa a Giudecca, que es otro conjunto de islas separadas de las islas rialtinas por un canal llamado Canale della Giudecca.

Este es el mapa de los Sestieri:


¿Sabiais esto? Es curioso ¿verdad?


Fuente: http://www.carnevale-di-venezia.it/venezia/

miércoles, 2 de julio de 2014

Troqueladoras del Lidl, cómo molan

Durante esta semana (desde el lunes 30), hay un juego de 10 troqueladoras decorativas de papel por 12.99€ y ayer me acerqué a verlas, la verdad es que tampoco tenía muy claro que fuesen a quedar porque el Lidl tiene la malísima costumbre de traer una cantidad muy limitada de los objetos de bazar y muchas veces si no vas el primer día es imposible encontrar nada... pero para mi sorpresa había y bastantes (se ve que por aquí a la gente el tema manualidades les da un poco igual) así que me llevé mi set ¡qué mono es!






Está genial, además como veis viene en una caja, así se complica que se puedan perder, que una es un desastre y tiene cierta tendencia a traspapelar cosas...

Son especialmente llamativos dos de los troqueladores, el naranja grande que hace una secuencia de corazones y lleva un medidor para utilizarlo de cabecero o pie de página, y el grande del corazón que además de troquelar el corazón redondea las esquinas, aquí los podeis ver todos probados en papel:


¿Qué os parecen? Yo tenía mis dudas porque no se como cuánto los voy a utilizar realmente, pero después de ver lo que cuestan en tiendas de manualidades por separado... ¡A casa, aunque sean piedras! XD

lunes, 30 de junio de 2014

Cómo hacer un ambientador casero

Como sabreis ultimamente han surgido noticias a cerca de la toxicidad de determinados ambientadores, pues os traigo una solución super sencilla, hacernos nuestro propio ambientador, que además de ser super sencillo puede llegar a ser muy barato.

Solo necesitaremos sal gruesa y una colonia que nos guste (de aquí lo de que pueda llegar a ser muy barato, dependerá de nuestros gustos colonieriles, si es que esa palabra existe O_o)






Primero tendreis que buscar un recipiente que os guste, o que quede decorativo para colocar la sal, medís la cantidad de sal que le cabrá (tampoco hace falta llenarlo hasta arriba) y pasais la sal a un cuenco o un plato donde tengais más sitio para poder removerlo sin problemas. Ahora toca ir echando poco a poco la colonia y removiendo con una cuchara para que la absorva bien la sal, si el recipiente definitivo va a ser transparente y os parece feota la sal blanca podeis añadirle colorante alimenticio antes de terminar de añadir la colonia. Cuando la sal ya tenga un aromilla un poco subido la pasamos al recipiente definitivo y ya habremos terminado.





Como veis, yo he escogido como recipiente una bombonera con tapa, así si me canso del olorcillo la tapo y arreglados.

Si veis que no os da todo el olor que quereis solo es cuestión de añadirle más colonia.

¿A que es sencillo?